CAZUELAS Y DEMAS ACCESORIOS DE BARRO- INSTRUCCIONES DE USO

Antes de su primer uso todas nuestras cazuelas se deben de curar. La curación consiste en sumergirlas en agua durante al menos 8 horas, secarlas, y a continuación utilizarlas. Esta curación debe hacerse cuando se va a utilizar. No sirve de nada amerar hoy y usarla dentro de una semana. En caso de que se utilice la primera vez  a fuego directo se debe de empezar con el fuego al mínimo para ir subiendo gradualmente hasta la ebullición.

 

CARACTERÍSTICAS DE NUESTROS HORNOS

Nuestros hornos están hechos  de forma totalmente  artesanal  tanto el  horno de barro interno  como el acabado y aislamiento, usando siempre materiales de 1ª calidad. Es NORMAL que aparezcan algunas fisuras en el interior del horno ( no siempre ). El horno esta hecho de una sola pieza y tiene que dilatar necesariamente . Debido a las altas temperaturas que alcanza, el horno tiene que "asentarse"  . Estas fisuras no afectan absolutamente en nada a su funcionalidad , ya que sobre la cúpula de barro lleva una capa de mortero refractario  y un excelente aislamiento . En caso de que aparezcan estas fisuras y,  comunicándonoslo en el plazo de garantía del mismo, Artynav S.L. ampliará un año más la garantía del producto  por escrito ( enviando al cliente certificado de ampliación de garantía ) . Durante el encendido del horno, al sistema antihumos de la puerta tiene que estar abierto así como el tiro de la chimenea. Cuando ya están la brasas y el horno alcance la temperatura idónea es cuando hay que cerrar el sistema antihumos  de la puerta y el tiro de la chimenea y empezar el asado. El horno alcanza la temperatura idónea entre 60 y 90 minutos, dependiendo del tipo de leña que se use y lo seca que esté. Se trata de que todo el horno acumule el calor y después lo suelte poco a poco, - las temperaturas altas conseguidas en poco tiempo son ficticias , bajan después tan rápidamente como han subido -, es muy importante también el tipo de leña, los mejores son la encina roble , olivo etc., leñas que tengan fuerte poder calorífico, con poca leña se alcanza más temperatura (nunca usar madera de palets - llevan fungicidas y otros productos químicos, ni usar madera de pino, lleva resinas y puede cambiar el sabor de la comida). Si ven que la temperatura ha bajado y quieren subirla, simplemente echando unas ramas finas y que ardan, verán como la temperatura se recupera rápidamente.

 

CONSEJO CULINARIO

Para aprovechar el calor residual del horno después de trabajar con él (seguramente todavía estará entre 160-180º), es recomendable meter en  una olla  unos garbanzos, chorizo, panceta, acelgas, zanahorias, ajos, patatas, sal, aceite de oliva virgen y agua hirviendo y dejarla toda la noche con los tiros de la puerta y chimenea cerrados. Al día siguiente tendremos un espectacular estofado cocido dentro de nuestro horno a fuego lento  para CHUPARSE LOS DEDOS.

Como consejo final les recomiendo sobre todo PACIENCIA que esto del horneo tiene sus trucos y necesita su tiempo y conocer su horno, parecen  todos iguales pero hay que tratarlos y conocerlos. Para los novatos, recomiendo que empiecen con el pollo y el conejo que es más económico y si se les quema el "cabreo" será menor.

 

PARA SABER LA TEMPERATURA DEL HORNO , NO PONER EL PIROMETRO CUANDO LO ESTEMOS ENCENDIENDO , HAY QUE ESPERAR A QUE BAJE LA LLAMA Y QUEDEN SOLO LAS BRASAS Y ENTONCES COLOCAREMOS EL PIROMETRO . HAY QUE FIJARSE  CON LA CANTIDAD DE LEÑA QUE PONGAMOS HASTA QUE ALCANCE LA TEMPERATURA, YA QUE SIEMPRE GASTARA LA MISMA Y YA TENDREMOS UNA BUENA REFERENCIA  PARA EL ENCENDIDO DE NUESTRO HORNO .

 

No obstante si tienen cualquier consulta o duda, no duden en ponerse en contacto con nosotros llamando a siguientes números, y encantados les atenderemos:

(+34) 607 537 370

(+34) 678 306 800